Niyamas

Los niyamas enuncian conductas virtuosas de todo yogui

Los niyamas constituyen el segundo paso de los que enuncia el erudito Patanjali, quien vivió hace más de 2.000 años, en sus Yoga Sutras, texto sobre la teoría y la práctica del yoga. Se trata de conductas virtuosas que todo yogui debe seguir para consigo mismo, para continuar avanzando en el camino del yoga. Como hemos visto, el yoga empieza por la actitud, por la forma como vivimos nuestra vida.

Así que luego de los yamas, que son reglas de comportamiento ético que engloban la esencia del yoga, tenemos también los niyamas, que son hábitos personales, que como practicantes del yoga debemos conocer e incorporar a nuestra cotidianidad y que, como veremos, tienen aplicación en todos los ámbitos de nuestra vida. 

Los cinco niyamas

Vamos a conocer estas cinco directrices que definen cuál es el trato que debemos tener con nosotros mismos para desarrollar y mejorar nuestras cualidades personales:

  • -Saucha, se entiende como pureza del cuerpo y de la mente. Tiene que ver con cómo tratamos nuestro cuerpo, qué alimentos le damos, qué ejercicio hacemos, qué rutinas de higiene aplicamos a nuestro cuerpo e igualmente qué le damos a nuestra mente, qué contenidos, provenientes del mundo exterior y de nuestro propio mundo interior dejamos llegar a nuestra mente.

Esta pureza debe reflejarse también por supuesto en nuestra palabra. La pureza de nuestro cuerpo y nuestra mente permite que estos tengan un libre y adecuado desempeño.

Ejercitémonos en seleccionar sabiamente los alimentos, ejercicios, pensamientos y emociones que vienen o traemos a nuestro cuerpo y mente. Nos daremos cuenta de que en la medida en que nuestro cuerpo se purifica nos sentiremos mejor físicamente, y al purificar nuestra mente nos sentiremos también mejor anímicamente.

  • -Santosha, es felicidad o contentamiento. Esto tiene que ver con encontrar la felicidad en el momento presente, en las cosas sencillas de la vida, en ser felices aquí y ahora con lo que tenemos.

Este niyama se relaciona con la satisfacción, y nos conduce a lograr la paz interna, sintiéndonos plenos con el estilo de vida que llevamos. Practiquemos dejando ir el pasado, concentrándonos en el presente y en sentir que tenemos con nosotros todo lo que necesitamos para ser felices.

  • -Tapas, es disciplina. Implica que como practicantes de yoga debemos cultivar la disciplina para permanecer en el camino que hemos iniciado. Debemos comprometernos con su práctica de manera constante y sostenida en el tiempo, y debemos trabajar con paciencia sin apegarnos al resultado.

Tapas significa fuego que transforma, y es la energía que necesitamos para purificar nuestro cuerpo. Practiquemos Tapas en cualquier actividad de nuestra vida, desde la más sencilla acción cotidiana hasta procesos más complejos que podamos tener en nuestro trabajo o estudios. Utilicemos también la disciplina para ser capaces de hacer cambios en hábitos de nuestra vida que consideremos improductivos o inadecuados, pero hagámoslo poco a poco, uno a la vez.

  • -Svadhyaya, es introspección, es mirar hacia adentro. El camino del yoga es hacia dentro de nosotros mismos, allí es donde encontraremos las respuestas. Este niyama tiene que ver con el concepto de autoconocimiento, de reconocimiento de nuestra verdadera naturaleza.

La meditación es la herramienta esencial que nos permite practicar y desarrollar Svadhyaya, entreguémonos a ella con calma y atención. Dediquemos también tiempo a la lectura de textos que nos hagan sentir cerca de lo espiritual y universal, y ejercitémonos en reconocer cuándo estamos actuando en armonía con nuestro ser.

  • -Ishvara pranidhana, es devoción y agradecimiento, hacia dios, hacia el universo. Este concepto encierra la idea de que no estamos solo, de que existe algo que es más grande que nosotros, y que es de donde viene la vida. Ishvara pranidhana nos orienta a que debemos poner todas nuestras acciones a los pies de dios y debemos tener confianza en el camino. Eso nos hará estar en sintonía con lo divino.

Este niyama también podemos ponerlo en práctica de manera ejemplar a través de la meditación. Cuando la practiquemos, recordemos no engancharnos ni juzgar los pensamientos y deseos que aparezcan y quieran distraer nuestra concentración. Traigamos nuestra atención al centro de nuestro ser. Este ejercicio nos irá guiando hacia la plenitud que encontraremos dentro de nosotros.

Los niyamas en la práctica del yoga

En nuestra práctica del yoga tenemos la oportunidad de aplicar los niyamas y de esta manera internalizarlos y extenderlos hacia todos los aspectos de nuestro día a día.

  • -Al mostrar respeto por nosotros mismos y por nuestros compañeros de práctica y acudir a nuestras sesiones de manera pulcra y cuidadosa, estamos haciendo honor al niyama Saucha, pureza.
  • -Cuando nos sentimos contentos de manera auténtica y profunda, y satisfechos con el progreso que vamos observando en nuestra práctica, estamos llevando a cabo Santosha, felicidad.
  • -Lograremos ejecutar y mejorar nuestro desempeño en el yoga, si seguimos el niyama Tapas, disciplina, que incentiva que seamos consecuentes y constantes en ella.
  • -Poner en práctica Svadhyaya, introspección, en nuestra sesión de yoga nos lleva a conocernos mejor y a ser capaces de calibrar nuestro potencial, y finalmente
  • – Ishvara pranidhana, devoción y agradecimiento, lo mostraremos en nuestra práctica agradeciendo el poder dedicar el tiempo que hemos ofrecido a nuestro trabajo, agradeciendo y saludando respetuosamente a nuestro maestro y mostrando devoción por la divino y universal.

Todos quienes nos hemos iniciado en la práctica del yoga debemos conocer e internalizar estos cinco niyamas y hacerlos parte esencial de nuestra vida. Ello nos ayudará a conocernos cada día más y a querernos más a nosotros mismos y a quienes nos rodean.

Quieres recibir nuestros nuevos contenidos todas las semanas gratis?

Deja su mail para recibir los nuevos contenidos.

Email registrado con éxito
¡Ups! Email inválido, verifica si el email está correcto.
¡Ups! Captcha inválido. Por favor, verifica si el captcha está correcto.

Cuéntanos qué piensas

No publicaremos tu dirección de correo electrónico.