Actividades para empezar bien el día

Actividades para empezar bien el día ¡Apréndelas aquí!

La forma en la que comienzas tu mañana, define el tono para el resto de tu día: comenzar el día bien, es un gran paso para que las próximas 24 horas tengan éxito.

Puedes comenzar el día aplazando la alarma, arrastrándote fuera de la cama al último minuto, corriendo para arreglarte y saliendo por la puerta con el desayuno en la mano y tu mochila en la otra. O puedes comenzar tu día con buenos hábitos matinales, lo que ciertamente, es lo más recomendado.

A continuación, encontrarás nueve hábitos matutinos para empezar bien el día.

Despierta temprano.

Los madrugadores cosechar muchos benefícios.

Algunos de estos beneficios, incluyen:

  • Ser capaz de pasar por una rutina matinal de una manera tranquila y agradable, en lugar de correr como un loco todo el día.
  • Tener tiempo para la introspección y estar en el estado de ánimo correcto.
  • Las tranquilas horas de la mañana son un buen momento para hacer las cosas.
  • Puedes comenzar temprano tus actividades, haciendo ejercicio, meditando o haciéndole frente a uno desafío de 30 días.

El despertar temprano también te permitirá practicar los ocho hábitos explicados a continuación, lo que te ayudará a comenzar tu día con buen humor y listo para enfrentar cualquier desafío que aparezca a lo largo del día. 

Sonríe y piensa en algo positivo

Tan pronto como despiertes, sonríe.

Científicos han descubierto que sonreír trae los siguientes beneficios:

Cuando sonríes, tu cuerpo libera neurotransmisores del bienestar, dopamina y endorfina. Esto significa que si sonríes al despertar, comienzas tu día con mejor humor.

Además, cuando sonríes, tu humor aumenta por la liberación de serotonina. 

Sonreír fortalece al sistema inmunológico, por que lo al sonreír desde temprano y recordar hacerlo durante el día, estás evitando enfermedades, especialmente en la temporada de gripe.

Si tienes problemas para sonreír en las mañanas, intenta esforzarte más. Hasta una sonrisa forzada te traerá benefícios.

Además, haz una declaración cuando te despiertas, puede ser en voz alta o para tus adentros.

“Todos los días, piensa al despertar: hoy tengo suerte de estar vivo, tengo una preciosa vida humana y no voy a desperdiciarla”.- Dalai Lama.

“Este es el día que hizo El Señor; regocijémonos y gocémonos”. – Salmos 118:24.

Y finalmente, pregúntate:

¿Qué agradezco hoy?

¿Qué me causa ansiedad hoy?

Haz tu cama

Lo primero que debes hacer después de levantarte es arreglar tu cama.

Una manera simple de ser más feliz es hacer tu cama cada mañana. Al dar ese pequeño paso de orden externo, creas una clama interior. Es algo pequeño que de facto, hace que tu día comience bien. 

“Si haces tu cama todas las mañanas, habrás realizado la primera tarea del día. Este te dará un pequeño sentido de orgullo y te alentará a realizar otra tarea, y otra, y luego otra.

Si no puedes hacer cosas pequeñas correctamente, nunca harás las cosas más grandes correctamente.

 Y si por casualidad, tienes un día miserable, al menos la cama estará hecha – porque tú la hiciste – y una cama hecha te dará un incentivo para que mañana sea mejor. 

Si quieres cambiar al mundo, comienza haciendo tu cama”.

William McRaven, noveno comandante de Operaciones Especiales de EEUU.

Cepilla tus dientes

La mayoría de la gente aprendió a cepillarse los dientes después del desayuno. Sin embargo, es más sano cepillarse los dientes justo después de despertar.

La placa, que es una película de bacterias, se acumula en tu boca mientras duermes. Debes quitar esa placa acumulada tan pronto como despiertes. 

Además, el cepillado cubre los dientes de una capa protectora de flúor de protegerlos de los azúcares y ácidos introducidos en la boca durante el desayuno.

Y así como te cepillas los dientes, debes hacerlo con la lengua. Aquí te compartimos cuatro razones:

  • Aliento Fresco – La mayor parte del mal aliento proviene de la parte trasera de la lengua.
  • Mejor degustación de los alimentos – al cepillar la lengua, quitas el moco que puede bloquear tu paladar.
  • Impulsar la inmunidad – Cepillarse la lengua evita que las toxinas sean reabsorbidas en tu cuerpo.
  • Dientes más sanos – el proceso de cepillado de la lengua promueve la salud general de los dientes y la encía.

Entonces, después de desayunar, lávate la boca con un enjuague bucal con flúor.

Bebe agua tibia con limón

Beber un vaso de agua con limón después de cepillarse los dientes, es un consejo de salud muy fácil de seguir y que te traerá los siguientes beneficios:

El agua de limón limpia y estimula al hígado y los riñones. 

Los limones tienen mucha vitamina C, lo que nos ayuda a protegernos de pescar un resfriado.

Beber agua de limón, alcalina al cuerpo – cuando el cuerpo no tiene suficientes sustancias alcalinizantes y es exclusivamente ácido, retira esas sustancias de los huesos y de los órganos vitales. 

Las propiedades antioxidantes de los limones ayudan a combatir el daño de los radicales libres, lo que mantiene a tu piel joven y sana. 

Estírate

Realiza una rutina de estiramientos matinal te ayudará a prepararte para las actividades diarias.

Los estiramientos ayudan a aumentar el flujo sanguíneo hacia los músculos después de dormir. Te lleva diez minutos hacer algunas poses de yoga, lo que te permitirá conectar tu mente, cuerpo y respiración para prepararte para el día que está por delante. 

Meditar

Comienza tu día con calma, meditando por la mañana

La meditación matinal te ayudará a mejorar tu enfoque, reducir el estrés, mejorar la estabilidad emocional y prevenir enfermedades comunes. Puedes comenzar concentrándote en tu respiración por tres minutos cada mañana y comenzar a crecer desde allí. 

Haz lo siguiente:

  • Siéntate en una posición cómoda.
  • Cierra los ojos y concéntrate en tu respiración.
  • Inhala por cuatro segundos, retén cuatro segundos, y exhala por ocho segundo.
  • Cada vez que sientas que tu mente está vagando, regresa a tu respiración.
  • Haz esto por tres minutos.

Come un desayuno saludable. 

Ya lo has escuchado mil veces y te lo vamos a repetir: El desayuno es la comida más importante del día.

Un desayuno sano está compuesto por proteínas magras, cereales integrales y grasas saludables. Tendrás todas las ventajas de comer un desayuno sano:

Tendrás menos hambre a lo largo del día.
Tendrás mejor enfoque y concentración.

Ignorar el desayuno está ligado al exceso de peso. 

Tendrás más energía.

Ejercita tu creatividad. 

Antes de comenzar tus actividades diarias, crea algo nuevo. 

Antes de comenzar a revisar tus emails, escuchar las noticias, participar de alguna reunión, crea algo nuevo.

Esto puede ser cualquier cosa: Escribir una entrada en el blog, dibujar algo, crear un infográfico, grabar un video, escribir un capítulo de tu novela, etcétera. 

¡Comienza el día con creatividad!

Conclusión

Tus hábitos matinales pueden hacer o deshacer tu día. Los nueve hábitos explicados arriba, garantizan un buen inicio. 

Vive tu vida creando buenos hábitos matinales.

¿Qué te ha parecido este artículo? Comparte en los comentario qué otros hábitos tienes y nos recomiendas para comenzar el día.

Quieres recibir nuestros nuevos contenidos todas las semanas gratis?

Deja su mail para recibir los nuevos contenidos.

Email registrado con éxito
¡Ups! Email inválido, verifica si el email está correcto.
¡Ups! Captcha inválido. Por favor, verifica si el captcha está correcto.

Cuéntanos qué piensas

No publicaremos tu dirección de correo electrónico.